Las visitas guiadas indispensables del patrimonio bruselense

¿Es tu primera visita o quieres redescubrir Bruselas? Para no perderte los grande clásicos del patrimonio de la capital, nada mejor que las visitas guiadas.

Monumentos y lugares indispensables para hacer el tour de Bruselas sin perderte nada, o también, visitas insólitas y originales para descubrir la otra cara de la ciudad. Tienes la oportunidad de elegir.

Con sus explicaciones originales y alucinantes anécdotas, las guías llenas de pasión con nuestras visitas guiadas de estos lugares portadores de la historia que ha construido Bruselas.

 

  • Brussels City Tour – visita Bruselas en autobús

    Si estás de paso por Bruselas, ¡el Brussels City Tours está hecho para ti! Todos los días de verano, embarca a bordo de este bus imperial. Disfruta de esta ruta llena de lugares emblemáticos de la capital con una espectacular vista panorámica. Atomium, Barrio Real, Grand-Place, Basílica del Sagrado Corazón, Dominio Real, Barrio Europeo, Palacio de Justicia… y otros tesoros por los recorridos bruselenses.

    (explicaciones en varios idiomas)

  • Visitas a la Catedral de San Miguel y Santa Gúdula

    Si aún no has tenido la oportunidad de pasar por la entrada de la Catedral de San Miguel y Santa Gúdula, es un buen momento para hacer una visita guiada. Esta es la ocasión para saber más sobre el arte gótico, el simbolismo de las vidrieras y de la historia de este importante edificio religioso.

    Y buenas noticias, las visitas gratuitas están disponibles todo el año los sábados de 14:00 a 15:00.

  • El paseo de Jacques Brel

    Con la audio-guía de El paseo “Me encanta el acento bruselense” descubre Bruselas en compañía de Jacques Brel. Al ritmo de tus pasos, él te hablará de su ciudad y su amor por ella. Canciones, entrevistas comentarios y anécdotas: el gran Jacques, su mujer Miche y su hija France serán tus guías para este viaje lleno de emociones.

  • Patrimonio y gastronomía bruselense

    Conoce el patrimonio y la gastronomía bruselense descubriendo los lugares indispensbales y las especialidades culinarias. Sigue las guías para conocer los monumentos icónicos: la Grand Place, las Galerías Reales de San Huberto, sin olvidar el legendario Manneken Pis. Por las calles, haz pausas en los cafés, restaurantes y tabernas típicas para saborear las especialidades bruselenses: mejillones, patatas fritas, chocolate y por supuesto las innumerables cervezas. Prueba esta visita cuanto antes.

  • La cara oculta del Hôtel de Ville

    El Hôtel de Ville de Bruxelles es uno de los más bellos del país. Su extravagante fachada con sus majestuosas esculturas y su torre vertiginosa es sólo uno de los tesoros que alberga. Aquí  tendrás la oportunidad – en exclusividad – de visitar el interior los miércoles o los domingos.

  • Paseo real en carruaje 

    Un carruaje victoria espacioso empujado por caballos de raza, he aquí el camino real para visitar Bruselas en familia o con los amigos. Es sin duda la manera más bonita de admirar la Grand Place y sus míticos alrededores. Para vivir esta experiencia memorable, conoce a Charles Buls en los carruajes que te esperan los 7 días de la semana.

  •  Visitas guiadas a pie  

    Aquí tienes un tour para recorrer el corazón de Bruselas. Reúnete en la Grand Place y fíjate en los paragüas coloridos de los apasionados guías. Te harán descubrir – en tu idioma – lo indispensable del centro de la ciudad de Bruselas. Las salidas son prácticamente cada hora, es ideal para las tours en el último minuto (¡y no te olvides de la propina!).